Historia del golf en Panamá

Nuevo capítulo de nuestro Flashback

La historia del golf en Panamá tiene que remontarse a finales del siglos XIX comienzos del siglo XX, cuando unos cuantos oficiales del ejercito y la armada que buscaban expansión en sus ratos de ocio, empezaron a pensar en un deporte como el golf, que ya habían practicado en los Estados Unidos.

El Almirante Marbury Johnston, el Coronel Landers, el Coronel Morrel y Raul Espinosa se encontraban paseando a caballo por las sabanas cuando uno de ellos bromeando sugirió que ese lugar sería ideal para el campo de golf.  Y así fue como de una  broma, la semilla del golf fue planteada en Panamá.

Primera casa-club, construida con materiales autóctonos.

Los dieciséis apóstoles del golf (como se los conocería más adelante) asistieron a una primera reunión en el Hotel Tivoli donde se hicieron los primeros planteamientos para crear un Club de Golf. Del grupo, prácticamente todos los americanos eran empleados de la zona del Canal. Se sucedieron otras muchas reuniones y en un encuentro decisivo el 12 de julio de 1922, decidieron ponerse manos a la obra.

Durante los primeros diez años se construyeron los primeros 9 hoyos y se redactaron las normas y reglas para crear y gestionar un campo de golf. Raúl Espinosa diseñó y construyó la primera casa-club, utilizando materiales nativos de la región, sacados de su finca. Con el transcurso de los años siguieron trabajando en la construcción de los siguientes hoyos hasta lograr concluir una cancha de 18 hoyos ubicada en vía Porras, San Francisco, y la gran inauguración fue en diciembre de 1932.

Curiosa imagen de un grupo de golfistas antes de disputar unos foursomes. Hoy no cumplirían las normas de etiqueta. Curioso el final del texto: “Cuco Bermúdez, quién se hacía acompañar de un perro muy fino para en caso de que le quisieran hacer trampas”

Las calles o fairways de este original campo eran cubiertos por grama, nativa de la región. Los greens eran de bermuda.
Ante el crecimiento de la población y la expansión de la urbe capitalina, se tomó la decisión de construir una nueva instalación.

Primeras publicaciones de golf

Os hemos mostrado en este artículo algunos de los primeros ejemplares de publicaciones especializadas en golf de Panamá. ‘Panamá Golfer’ fue la pionera revista en 1940, que se convertiría cuatro años más tarde en ‘El Golfista Panameño’ La revista comenzó siendo un vehículo de comunicación entre los socios del Club de Golf de Panamá.

En el segundo artículo vemos una de las primeras competiciones y los primeros profesionales, Tony Tiso profesional perteneciente al ejercito de los Estados Unidos se llevaría la victoria. Como bien dice la crónica “Herb Mitten, dentista de la zona del canal” finalizaría en tercera posición mientras que Jimmy de la Guardia fue el primer panameño clasificado.

La crónica del evento también destaca el buen ambiente: “Los juegos fueron presenciados por numerosa y distinguida concurrencia y las buenas jugadas aplaudidas con entusiasmo en cada momento”.

Este torneo sería el principio de competiciones importantes, ya que en la década de los 50- 60 Panamá viviría su esplendor golfístico. Aunque trataremos el tema en próximos capítulos, sólo destacar que Arnold Palmer ganó su primer torneo profesional en Panamá en 1956. Era uno de esos eventos que formaba la gira del Caribe y al que no faltaron jugadores tan importantes como Antonio Cerda, Ed Furgol (campeón del US Open 1954), Chick Harbert, Art Wall (ganaría el Masters de 1959), Roberto De Vicenzo, Bob Toski, (ganador del US Open de 1947) Lew Worsham, Horton Smith (dos vences ganador del Masters),  Jimmy Thomson, George Bayer o Jim Ferree. En próximos capítulos nos adentraremos esta y otras historias.

Recepción del presidente de Panamá Ricardo Arias con algunos jugadores participantes en el Campeonato de golf de 1956.

 Agradecimientos: Documentación USGA.